La elegancia y distinción que aportan una gorra, un sombrero o ese parche para tu chaqueta tan punk es lo que diferencia al “millennial” normal del auténtico. Porque tú lo sabes, tú eres el más molón del nuevo garito de moda.