MI CESTA

Pocas cosas llevas en la cesta para lo que te gusta mi tienda...

Gracias por comprar en Bahnhof

Greef Karga- Star Wars (Kenner)

26,00

Estas son las reediciones de las figuras de ‘Kenner’ de aquellos maravillosos años 80 del Universo STAR WARS. El que aquí escribe todavía conserva alguna figura original de época en un estado muy aceptable, aunque esas no están a la venta :)

Si hay algo bueno que ha sabido hacer Hasbro, es mantener la esencia primera con la que todo comenzó. La colección Vintage lo consigue.

Kenner fue una empresa estadounidense fundada en 1947 por Albert, Phillip y Joseph Steiner, en Cincinnati, Ohio. 

En 1977 obtuvo la licencia para producir varias líneas de juguetes de Star Wars, siendo las más populares las figuras de acción de 3.75 pulgadas. Estas estuvieron basadas en diferentes personajes de los Episodios IV, V y VI respectivamente,  la línea de juguetes entre 1977 y 1985, es conocida como «Vintage».

Kenner fue adquirida por Hasbro en 1991, y en 1995, aprovechando el relanzamiento de la Trilogía Original en ediciones especiales, Kenner (ya parte de la familia Hasbro) lanzó nuevas series de juguetes y muñecos Star Wars. Kenner desaparecería totalmente en el año 2000.

 

EL PROYECTO

Leer sobre un proyecto ajeno resulta siempre algo aburrido, lo sabemos. Así que explayarme sobre las bondades y maravillas que esconde un espacio tan único y especial como Bahnhof (os la estoy colando así de soslayo), sería repetir lo que todo hijo de vecino hace cuando se trata de explicar en qué consiste su historia particular. Si hay padres o madres que estén leyendo este texto, bien estructurado en cuanto a forma pero pretencioso en cuanto a fondo, entenderán a la perfección el símil con el orgullo del padre que insiste una y otra vez sobre los encantos de sus retoños.

¡Y qué voy a hacer yo si soy el hacedor de BAHNHOF, padre y madre en uno!

Lo único que cabe destacar, a lo que sí haré alusión, es a su naturaleza en continuó crecimiento. Este es un proyecto incompleto, quizás suene extraño dicho por el que lo imagina, pero no es complicada su explicación.

BAHNHOF continúa desde hace más de 17 años en permanente evolución, de hecho, si en algún momento dejara de estarlo, sería la evidencia de su final, la evolución habría concluido y el reto desaparecería. No obstante, es algo que concibo imposible hoy por hoy.

Un lugar muy personal con una impronta única e inmutable, con su universo físico en la capital del cierzo, y conducido por un licántropo inmortal que decidió nacer en Betanzos al abrigo de la Balanza y acompañado por el Centauro.

 

Victor Bahnhof